Colmenares de obra

 


fondoooo Montañas de grandes y medianas alturas, somontanos, valles escondidos y la gran Depresión del Ebro conforman un variado escenario sobre el que no han dejado de pasar culturas y civilizaciones diversas. Tierra abierta además, Aragón conserva notables peculiaridades culturales propias sin dejar de compartir otros muchos aspectos con las comunidades de su entorno.

Todo ello puede explicar que Aragón se considere una auténtica encrucijada, también, de tipos de colmenas y construcciones apícolas de inesperada variedad y riqueza.

Construir edificios (denominados abejares, abejeras, arnales u hornos) en cuya pared frontal quedan insertas varias filas de nichos conlleva 750_36algunas ventajas significativas como la mayor protección de las abejas frente a las inclemencias del tiempo.

En sus ejemplos conservados en Aragón puede atestiguarse todavía la enorme variedad de matices que ya describía en el siglo XVII el magallonero Jaime Gil, posiblemente el mas importante tratadista apícola de su tiempo: Sección del nicho, forma y material de su cierre posterior, solución de la piquera o apertura delantera.

Estos edificios cuentan en ocasiones con un recinto anexo que puede cobrar grandes dimensiones o presentar gradas sobre las que se colocaban colmenas verticales.

Hace muy pocos años que los interesados en la apicultura han descubierto la riqueza y abundancia de las construcciones tradicionales para las abejas en Aragón. Y, sin embargo, el avanzado estado de deterioro de la mayor parte de este patrimonio hace necesaria la toma de medidas urgentes que fomenten su investigación, divulgación y protección.

750_10La colmena tumbada u horizontal es propia de países cálidos. Su zona de extensión abarca todo el norte de África y algunos puntos de la orilla sur del Mediterráneo como Eslovenia, Italia y , de manera excepcional en Península Ibérica, el norte de Aragón.

Su modelo mas común es cilíndrico y de cañas trenzadas y rebozadas con bosta de vaca y barro, aunque también puede encontrarse de tablas y forma prismática.

En nuestras tierra de clima riguroso no puede colocarse de manera aislada ya que necesita siempre de una protección superior: una cueva natural o mas frecuentemente una caseta denominada arnal o abejar. Este arnal se presenta casi siempre con el frente abierto. Otras veces la colmena, llamada arna o jaciente, puede semienterrarse en el suelo o colocarse en el granero abierto de la casa.